Qué quiere una mujer?



Querida hermana mujer:

Para vos que sos mi espejo, eterna navegante de esta maravillosa travesía hormonal que nos tocó vivir, sujeta como yo a las mareas cambiantes de nuestras emociones, habitante de la luna con sus cambiantes caras, misteriosa fuente de inspiración de la vida que se recrea en nuestro cuerpo.

Para vos, que palpitás al ritmo de tu corazón, que estás insatisfecha y vacía cuando no es el amor lo que te mueve, y te sentís plena y radiante cuando podés dar de vos y te reciben.

Para vos que llenás la mesa de platos maravillosos que no sólo nutren el cuerpo. Que nutrís estando solamente, y brindándote entera, y encontrando tiempo extra para incluso sacar más conejos de la galera y dividirte en múltiples partes.

Para vos que no solo sos madre, sino amiga fiel, fiel compañera de tu hombre, que sabés escuchar a todos con infinita paciencia, que tenés la receta mágica para aliviar cada situación que te plantean, que sabés sacar pinturas de colores del pincel de tus manos para colorear los cuadros más grises con tus matices brillantes.

Para vos, que lo único que pedís es que te entiendan, y aún a veces no recibiendo eso siquiera, no bajás los brazos, y recurrís a una oreja amiga que te escuche para seguir adelante sin caerte.

Para vos que sos la luz y la sombra de tu propia naturaleza mágica femenina, habitada por hadas primordiales que te siguen contando sus historias ancestrales al oído: relatos de viejos aquelarres femeninos reunidos a la luz del fuego que las convoca para compartir sus vivencias y su sabiduría.

Para vos, que no sabés qué hacer y todo lo que tenés que hacer es sentarte en silencio y escuchar la voz de la intuición que te habita y que es más sabia que tu conciencia. Y luego poner esos mensajes a la luz de tu conciencia para que organice el cómo llevar eso a cabo.

Ese es tu misterio, hermana mujer. Misterio que no está afuera, misterio que se resuelve aprendiéndote a escuchar con la misma infinita paciencia con que escuchás a los demás.



Qué quiere una mujer?

La eterna pregunta que los hombres se hicieron y no pudieron ni podrán nunca responder. La respuesta de la satisfacción femenina no se encuentra afuera; la respuesta la susurra cada corazón de mujer pero no es un hombre el que debe escuchar ese susurro sino nosotras mismas.

Ese susurro te dará la clave de lo que necesitás, de lo que anhelás y vos solamente sos quien podrá oirlo y llevarlo a cabo. Nadie más.

Acaso no es ese el misterio femenino?

Dejame ayudarte a encontrar tu propia voz y a saber decodificarla juntas en este maravilloso camino de la indiviuación que consiste en encontrarte con vos misma, quererte y respetarte.


Namasté, querida hermana, compañera de camino!

Lic. Claudia Gentile
Psicóloga clínica con orientación junguiana- Grafóloga pública – Astróloga


Terapias psicológicas tendientes a la individuación - Temas de género- Terapia de parejas -  Talleres de autoconocimiento sobre la conformación de la femineidad - Grupos de reflexión - Grafoterapia.


mail: grafosintesis@yahoo.com.ar

tel.: 4672-4423 y cel.: 153-343-3665

Skype: usuario: grafosintesis.

Para ir al comienzo del blog pulse en el siguiente enlace: http://www.grafosintesis.blogspot.com/

Entradas más populares de este blog

Cambiar la piel: Una reflexión sobre los apegos y los arraigos.

Inmadurez emocional masculina: Los hombres están cada vez más histéricos

Grafología: Carta suicida escrita con sangre